domingo, 17 de mayo de 2009

El aumento salarial de FATUN y nuestras necesidades

 [ETUN] EL AUMENTO SALARIAL DE FATUN Y NUESTRAS NECESIDADES

SOBRE EL AUMENTO SALARIAL DE FATUN Y NUESTRAS NECESIDADES

Finalmente, el Gobierno nacional ha dispuesto con los gremios mayoritarios de los trabajadores estatales que dependemos del Estado nacional un aumento del 8 % a partir del 1º de junio, y del 7 % a partir del 1º de agosto. Como el aumento es acumulativo (es decir, la segunda etapa se calcula sobre el salario ya aumentado en junio), da un total de 15,56 %. En este aumento, nos encontramos incluidos los trabajadores de las Universidades Nacionales en idénticas condiciones.

Recordemos que la FATUN había firmado, anteriormente, un aumento del 4,60% a partir del 1º de abril (que aún no ha cobrado la mayoría de los trabajadores, y que se cobraría completo recién con los salarios de mayo).

Por lo tanto, el aumento total entre marzo y octubre, sin calcular adicionales, es un poco superior al 20%. El salario de un trabajador de la categoría mínima, sin adicionales, llegará aproximadamente a 2.100 pesos, con los descuentos legales que corresponden (jubilación, Obra Social, PAMI, descuentos sindicales, seguros de vida, etcétera). Este salario no incluye los acuerdos de Paritarias locales existentes en distintas Universidades.

Al mismo tiempo, como ya informamos en relación al aumento de abril, el acuerdo implica también la incorporación progresiva de parte de la suma fija remunerativa y no bonificable de la Paritaria nacional al salario básico, aumentando el monto de lo que cobramos por adicionales.

Sin embargo, la FATUN sigue incumpliendo los acuerdos firmados, ya que está firmado en el acta del 9 de mayo de 2007 que en abril de este año no tendríamos más sumas fijas de la Paritaria nacional, y que todo el salario estaría incorporado al salario básico. Pero el Consejo Directivo de FATUN convalidó no cumplir ese acuerdo, y seguimos teniendo una parte del sueldo fuera del básico. Si bien el acuerdo paritario del 15 de abril menciona que la incorporación al salario básico se completará en 2010, no se trata de un acuerdo, sino de una simple expresión de deseos. De esta forma, nos dejan de pagar el monto que nos corresponde por los adicionales (antigüedad y título), perjudicando a la mayoría de los compañeros. Enviamos el trabajo de los compañeros del Museo de la Universidad Nacional de La Plata, que nos demuestra claramente esta situación.

Finalmente, queremos destacar lo que todos sabemos: la inflación sigue poco a poco destruyendo el valor de nuestros salarios. En el mejor de los casos, el aumento otorgado cubrirá en parte la inflación real acumulada en 2008, casi un año después, pero no los cotidianos aumentos de precios de este año.

Si a la canasta familiar histórica (es decir, aquella que el INDEC calculó hasta 1997) le sumamos los porcentajes de inflación reales, su valor actual supera los 4.000 pesos para una familiar tipo de cuatro personas. Por lo tanto, el salario inicial en octubre de un Trabajador Universitario estará un poco más de la mitad de aquella canasta histórica. Recordamos que hasta entonces, se calculaban las necesidades de alimentación, vestimenta, educación, servicios públicos, esparcimiento e higiene de la población, mientras que las actuales Canastas de “pobreza” y de “indigencia” sólo cubren las necesidades básicas de subsistencia. Los Trabajadores tenemos derecho a un salario que nos permita vivir dignamente, y no simplemente a alimentarnos y a “vivir al día”.

Desde el ETUN, seguimos reclamando:

1) Un salario real acorde al costo de la canasta familiar histórica, calculada aproximadamente en 4.000 pesos. Con la escala acordada por FATUN, en octubre, llegan a esa suma, sin incluir adicionales, sólo los trabajadores de las categorías superiores 1 y 2

2) El pase de la totalidad de la suma fija remunerativa y no bonificable a nuestros salarios básicos, así como la incorporación de todas las sumas fijas existentes en las distintas Universidades.

3) La recuperación de nuestros adicionales y suplementos, como el 2% del adicional por antigüedad, el pago de la permanencia en la categoría a partir de la puesta en vigencia del CCT, y el pago de la zona desfavorable sobre la totalidad del salario (no sólo sobre el básico). El pago del suplemento por tareas de riesgo en todas las Universidades.

4) El reconocimiento de las tareas realizadas por cada trabajador. Por un verdadero y exhaustivo Tipificador de funciones, que limite la polivalencia laboral. A igual tarea, igual remuneración.

5) El pase a planta permanente para todos los trabajadores de las Universidades Nacionales, incorporando a esta planta a todos los trabajadores con designaciones precarias (locaciones de servicios, pasantías, etcétera), que cumplen funciones laborales de carácter permanente. Contra todos los despidos de trabajadores tercerizados y pasantes.

Rogamos mencionar la fuente de esta información: www.etun.org

15 de mayo de 2009

ETUN

Encuentro de Trabajadores de Universidades Nacionales

 

Archivo del blog